Los grupos del crimen organizado vinculados al narcotráfico cada vez ganan más terreno en México y no solamente por la vía violenta sino también realizando acciones comunitarias.

Y es que durante la recién pasada temporada navideña el “Grupo Sombra” que es un brazo del poderoso Cártel del Golfo, repartió cenas y bebidas a los vecinos de varias colonias en el estado de Veracruz.

En camionetas sin rótulos ni placas que les identificaran, miembros del grupo criminal mencionado repartieron los alimentos con la consigna: “Estas cenas fueron auspiciadas por Fuerzas Especiales Grupo Sombra, Felices Fiestas”.

Este grupo criminal comenzó a hacer sentir su presencia en Veracruz en el primer semestre del 2017 en los municipios de Tuxpan, Poza Rica, Coatzintla y Tihuatlán.

Los integrantes del “Grupo Sombra” amenazaron a policías igual que a delincuentes comunes así como a otros cárteles como Los Zetas y el Cártel de Jalisco Nueva Generación, para que no les molestaran. Esta situación agudizó la violencia en la zona norte de Veracruz, puntualmente en Totonacapan y la Huasteca.

Al respecto la secretaría de Seguridad Pública así como la Fiscalía General del Estado de Veracruz han informado que durante las últimas semanas se han capturado a varios miembros del “Grupo Sombra” a quienes se les acusa de delitos como secuestros, extorsión y homicidios, sin embargo no se ha detallado el número exacto de personas que han sido puestas a disposición de las autoridades correspondientes.

Jaime Téllez, director de la secretaría de Seguridad Pública aseguró que dicho grupo criminal ha sido desintegrado así como otras cuatro bandas que se dedicaban al secuestro, sin embargo el número con que cerraron el 2017 es mucho mayor: “En un año, 247 delincuentes han sido detenidos por secuestro agravado y se han desarticulado 38 bandas dedicadas a este ilícito”, dijo el funcionario en conjunto con Jorge Winckler, fiscal general.

Durante el 2017 solo en el estado de Veracruz se registraron 163 secuestros y 2.220 homicidios, de los cuales, según el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, el 70 % de las víctimas han sido sicarios del crimen organizado así como otros colaboradores del crimen organizado.

La penetración de estos grupos irregulares en el día a día de los mexicanos cada vez es mayor, cada vez de manera más común y a la vista de todos, sin embargo, esto no aminora su agresividad y la cantidad de muertes que se registran en donde hay presencia de ellos.

PANAMPOST