Movimiento libertario en Colombia demandó huelga de maestros de Fecode (Twitter)

El movimiento libertario presentó ante la Procuraduría General de la Nación una demanda que busca declarar como ilegal la huelga adelantada el día de hoy por el sindicato de la Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación (Fecode).

La demanda presentada por el Movimiento busca que el sindicato no abuse del derecho de huelga. Además, rechazan el monopolio educativo en cabeza del gremio y la flagrante “ideologización” de la educación pública. 

Para los libertarios colombianos el cese de actividades “perjudica gravemente la impartición de clases al cuerpo estudiantil de primaria y bachillerato en los distintos colegios, afectando a cerca de 8,3 millones de niños, jóvenes y sus respectivas familias”.

Cabe destacar que el sindicato de maestros adelantó un cese de actividades en junio de 2017 que se extendió por 37 días, afectando a miles de estudiantes, familias, ciudadanos, y dejando altos costos. Ahora, con este cese, Fecode completaría cuatro huelgas tan solo en 2018. Tres de ellas llevadas a cabo el 21 de febrero, y los días 9 y 10 de mayo.

Según estimaciones de los expertos, cada día que se pasa sin clases públicas en el país, el Estado deja de invertir cerca de USD $14,3 millones de dólares (42.000 millones de pesos). 

La marcha del día de hoy paralizó el tránsito de las principales ciudades del país. 

Para Juan de Zubiría Ragó, empresario y académico de la educación, Fecode, no piensa en el bienestar de los niños, ni siquiera el de los maestros. 

“Más de 8 millones de niños y sus familias son afectados en cada paro. Más de 45 días en paro en los últimos dos años. Se han dedicado a politizar la educación siendo un brazo político de la izquierda radical en Colombia. Sus recursos financieros no son auditados aun cuando cuentan con recursos superiores a los $ 40 mil millones anuales”.

De acuerdo con el economista Luis Guillermo Vélez, Fecode es un sindicato politizado que periódicamente interrumpe la prestación del servicio de educación con paros, marchas y protestas.

“Esto no tiene ninguna consecuencia para sus afiliados que nunca son sancionados, no dejan de recibir sus salarios y, lo más importante, tampoco pierden participación en el mercado puesto que los alumnos de las escuelas y colegios oficiales son en su inmensa mayoría niños y jóvenes de familias pobres que no tienen alternativa.  Son ocho millones los niños y jóvenes condenados a la educación mediocre y de baja calidad impartida por los maestros afiliados a Fecode”.

Daniel Raisbeck, exeditor jefe de PanAm Post señaló que es indispensable para el progreso de Colombia quitarle a Fecode su monopolio sobre la educación pública. “No a Fecode, Sí a la libertad educativa, colegios en concesión y vouchers / bonos escolares”, dijo.

Los argumentos de Fecode

Entre los argumentos de los profesores de Fecode de las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali, Cartagena y Bucaramanga se encuentra que la marcha fue motivada ante las intimidaciones que han recibido los maestros y las deficiencias en infraestructura escolar, entre otros temas.

Según el comunicado de prensa emitido por Fecode, “urgen garantías de seguridad a los maestros y campañas sociales para promover las escuelas como territorios de paz” ya que actores armados están asesinando docentes e intimidando a la comunidad educativa en diferentes zonas del país.

Añadieron que hay deficiencias en infraestructura, dotación, transporte escolar, entre otros, por la falta de inversión.

Asimismo, el gremio de maestros señaló “el incumplimiento del Gobierno a los acuerdos firmados con Fecode el año pasado”.

“Todos estos y otros inconvenientes son puntos incluidos en el acta, lo cual demuestra que el establecimiento falta a la verdad al afirmar que sí ha cumplido”.

El Ministerio de Educación respondió que de los 24 acuerdos firmados entre los docentes y el Gobierno el año pasado, se han cumplido ocho y ocho más están cerca de concretarse.



Fuente