La fiscal general de Venezuela, quien se encuentra en Colombia, aseguró que no tiene relación con el intento de asesinar a Maduro. (Twitter)

Hasta ahora hay algunos hechos precisados sobre el atentado contra el dictador Nicolás Maduro: hubo dos drones cargados con explosivo plástico C4; uno estalló cerca de la tarima presidencial, y el otro en un edificio; hay, para este momento, seis detenidos; un movimiento de la «Resistencia» se atribuyó el ataque; y el régimen responsabilizó a la ultraderecha venezolana, a la colombiana, a venezolanos en el exilio y la legítima fiscal de Venezuela, Luisa Ortega Díaz.

“Hay seis detenidos (…) uno de ellos estuvo involucrado en el asalto (…) del Fuerte Paramacay (…), los que sobrevivieron de esa célula han tratado de asesinar, no solo al presidente de la República, sino a los presidentes del resto de los poderes”, dijo el canciller venezolano, Jorge Arreaza.

“Es evidente que la conspiración viene desde Colombia. Santos, Uribe, Ortega Díaz, Borges, el supuesto Tribunal Supremo de Justicia… Todos juntos están allá conspirando”, agregó el canciller.

Inmediatamente reaccionó la legítima fiscal general de Venezuela. En su cuenta de Twitter, le respondió a Arreaza: “Mi lucha contra la tiranía es solo con las armas que me da la ley. Tú, Jorge Arreaza, y tu jefe, Nicolás Maduro, saben bien que cuando planifico las cosas, las hago bien”.

“Si yo estuviera detrás de ese plan, el país estaría celebrando su libertad. ¡Basta de mentiras!”, espetó Luisa Ortega Díaz.

Contra los periodistas

Este lunes hubo un acto en apoyo a Maduro. Pobrísimo. Con gente, porque son milicianos, pero famélicos. Andrajosos. Con pocas imágenes abiertas de la participación. Donde los principales cabecillas del Partido Socialista Unido de Venezuela, hablaron.

El medio El Pitazo recogió algunos testimonios. Un campesino aseguró que Nicolás Maduro no tendría nada que temer, pues está él; y también están sus plátanos.

“No le tenga miedo a los drones. Los drones los bajamos los campesinos con los plátanos, con las yucas… Con nuestro armamento… Los machetes. Y nosotros, como venezolanos y campesinos, defenderemos esta patria, cueste lo que nos cueste”.

El número dos del chavismo, Diosdado Cabello, fue el principal orador en la tarima. No aparecía desde el atentado del sábado. Lo hizo para acusar a los periodistas de estar de alguna manera vinculados al intento de magnicidio.

“Aquí los grandes medios de comunicación, estaban esperando… ¡Qué casualidad que los eventos del compañero Nicolás, hacía tiempo que no los cubrían los medios internacionales! Y ahora resulta que ese día, en la Avenida Bolívar estaban todos los medios. Inclusive firmaron hasta los drones”, dijo Cabello frente a los presuntos simpatizantes del régimen dictatorial.

“¿Qué es lo que sabían ustedes que iba a ocurrir aquí en Venezuela? Es impresionante lo que son capaces de hacer”, agregó.

Al respecto, el periodista venezolano, Alberto Rodríguez, dijo: “¿Ahora los culpables somos los medios y periodistas? Desde hace años, el régimen de Maduro «no» convoca a la prensa internacional para actos oficiales, niega acreditaciones y veta a periodistas”.

Cabello también aseguró que, de haberse concretado con éxito el atentado, la respuesta habría sido armada e inesperada. “Es una tragedia lo hubiera ocurrido. Y los que hoy celebran, que luego lamentaron que fue fallido, que fue frustrado, no tienen ni la menor idea de la respuesta que daría el pueblo de Venezuela si aquí le pasa algo al hermano Nicolás Maduro”.

“Somos una revolución pacífica, pero no desarmada. No tienen idea del pronunciamiento, de la respuesta, inmediata y contundente, que daría nuestro pueblo en caso de que un evento de esta naturaleza tenga éxito. Ellos jamás van a gobernar este país. Ni por las buenas ni por las malas”, dijo a medios de comunicación el número dos del chavismo, Cabello.



Fuente