Tan sólo unos días después de tomar posesión de su segundo periodo en el senado, el expresidente Álvaro Uribe renunciará al Senado de la República según él, tras ser llamado a indagatoria por la Corte Suprema de Justicia en el marco de un proceso que se le sigue por manipulación de testigos y obstrucción a la justicia.

Otros sectores del país creen que este es sólo un pretexto, que Uribe ya tenía clara su renuncia y que tras poner a Iván Duque presidente de la República y al Partido con más senadores en el país, prefiere retirarse a descansar, y sería por esto que desde el principio no aceptó ser presidente de la corporación.