La Familia más poderosa de la costa Caribe colombiana quienes son dueños de múltiples propiedades han logrado un imperio económico, poder político, popularidad, reconocimiento, pero la pregunta es: ¿a costa de qué?

Así es la familia Char que pretende entrar a San Andrés con su candidato Everth Hawkins por el partido Cambio Radical que es donde tienen su mayor poder en la política y quieren monopolizar la isla como lo ha hecho en Barranquilla estarían en la lista Clinton.

Tal parece que sus esfuerzos por tener poder iniciaron con el mayor de todos como dirían el papá de los pollitos Fuad Char a quien le negaron la visa para los Estados Unidos en 1994 cuando su esposa Adela Chaljub recibía atención médica por una grave enfermedad, en ese entonces el dirigente liberal dijo que no sabía por qué le habían negado la entrada al país, sí como no…

Char, manifestó que sólo conocía que alguien le acusa de aparentes vínculos con el narcotráfico o lavado de dólares, ¿será que le creemos? Además de eso negó también tener vínculos con la comerciante barranquillera Sheila Arana María de Nasser, quien fue detenida en esos días en Europa con 150 millones de dólares, aparentemente como producto del narcotráfico.

Isleños sabemos perfectamente que San Andrés es una tierra prometedora y se mueven muchos intereses políticos alrededor de ella y los Char no son la excepción, la pregunta del millón es: ¿por qué el interés de ellos de mandar un títere acá? ¿Para qué quieren extender su poder en la isla? Las respuestas a estos interrogantes están en su pasado y el por qué les negaron la entrada a tierras norte americanas y que hasta el sol de hoy pretenden negar.